NAYIB BUKELE

Nayib Bukele asegura que las pandillas de El Salvador intentan convertirse en una nueva guerrilla

El mandatario se defendió de las críticas internacionales por mantener el estado de excepción.
domingo, 12 de junio de 2022 · 12:31

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, aseguró a través de su cuenta de Twitter que las pandillas buscan evolucionar y convertirse en una nueva guerrilla. “Ya les es imposible enfrentar a nuestros agentes y a nuestras tropas en las zonas urbanas”, añadió el mandatario centroamericano.

Nayib Bukele ha mostrado una dura postura frente a las organizaciones criminales que, hace unos meses, elevaron las cifras de fallecidos en el territorio salvadoreño. “Las capturas de pandilleros se están dando cada vez más en campamentos clandestinos en zonas rurales”, aseguró el jefe de Estado.

Las pandillas se dedican a extorsionar, robar y cometer crímenes en el territorio salvadoreño.

Para Nayib Bukele, la evolución de estos grupos es con el financiamiento de organismos internacionales y el respaldo de algunas organizaciones que les dan cobertura legal, política y hasta mediática. Sus declaraciones surgen al mismo tiempo que diferentes entidades han cuestionado la legitimidad del estado de excepción que rige hace casi tres meses.

De acuerdo Human Right Watch, en lo que va de la medida dispuesta por el Ejecutivo, más de 100 personas han sido detenidas arbitrariamente y varias han muerto en los centros penales en condiciones inexplicables y que son investigadas.

Bukele ha mostrado una postura muy dura frente a las pandillas.

Pese estos señalamientos respecto a las decisiones ejecutivas, Nayib Bukele defiende su postura y sostiene que las pandillas tienen planes más ambiciosos que serían un riesgo para la población y los poderes de la nación.

 

El régimen de excepción en el país

El presidente de El Salvador impulsó un régimen de excepción que se instauró a finales de marzo, cuando en solo un fin de semana hubo casi 90 homicidios. En ese tiempo, miles de personas han sido capturadas, muchas de ellas cuando se dirigían hacia sus lugares de trabajo.

Entre los detenidos durante el estado de excepción hay muchas personas que se desplazaban a su lugar de trabajo.

La portación de armas de gran alcance por parte de las pandillas no es algo nuevo. En octubre de 2019, la Fiscalía aseguró que solo la Mara Salvatrucha poseía unos 700 fusiles de guerra.

Cargando más noticias
Cargar mas noticias